Estilos de crianza y educación familiar

Estilos de crianza y educación familiar

Los padres desean tener hijos emocionalmente sanos y plenos, sin embargo, no siempre se sabe cómo alcanzarlo. Los estilos de crianza y educación en su mayoría son patrones repetitivos heredados de generación en generación. Educamos a como nos educaron o a como lo consideramos mejor.

Este articulo invita a la auto reflexión – no juiciosa – para ahondar en cual estilo de educación estamos implementando como padres.

Cada estilo muestra el perfil tanto de crianza como de las actitudes de los hijos derivadas de los mismos estilos.

  • Padres Autoritarios: generalmente tienen una comunicación pobre con sus hijos dado que su nivel de escucha hacia ellos es baja ya sea por distracción o por estar muy ocupados en otros asuntos. Así mismo, nos encontramos con padres poco afectuosos y exigentes con sus hijos. Los intereses de los hijos son poco tomados en cuenta. Los hijos de padres autoritarios en su mayoría son sumisos, tienen baja autoestima, pocas habilidades sociales y en ocasiones son irresponsables y agresivos. Cuentan con poca alegría y espontaneidad.
  • Padres Permisivos: este tipo de padres delegan mucho en otras personas la educación de sus hijos. Son poco exigentes con ellos ya que las normas y limites no están claramente definidas. En general, evitan conflictos con sus hijos y muestran mucho afecto y contacto emocional. Los hijos de padres permisivos suelen ser inseguros, tienen bajo rendimiento académico por falta de interés, son inmaduros para su edad y tienen falta de auto control.  La adolescencia de estos hijos suele ser difícil.
  • Padres Democráticos: tienden a motivar a sus hijos a conseguir sus metas, son muy afectuosos, tiene un alto nivel de comunicación y escucha. Así mismo, establecen normas y límites claros e impulsan a sus hijos para ser independientes.  Los hijos de padres democráticos son muy plenos, generosos y cuentan con buenas habilidades sociales. Además, tienen un alto sentido de autonomía, auto control y alta autoestima.
  • Padres sobreprotectores: se caracterizan por un exceso de cuido y atención hacia sus hijos. Las normas y límites son difusas, lo que les lleva a ser muy permisivos. Utilizan el miedo para tener a sus hijos bajo control. Los hijos de padres sobreprotectores suelen ser dependientes, inseguros y miedosos. Tienen bajo nivel de tolerancia a la frustración, poca iniciativa y suelen ser tímidos.

Quizás te has identificado con uno o con varios estilos de crianza al mismo tiempo. 

Lo importante es hacer un alto y reflexionar que aspectos podrías mejorar como padre/madre sin sentirte culpable o incapaz de alcanzarlo. Ofrécele a tus hijos amor incondicional, fomentando su independencia junto a normas y límites claros. 

Compartir

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.