Si yo cambio, todo cambia

Si yo cambio, todo cambia

Creemos que todo aquello que nos afecta está afuera. Esperamos que lo externo cambie para que nuestra situación también mejore cuando en realidad el cambio es de adentro hacia afuera. 

Te comparto 12 razones para que tomes consciencia porque el cambio inicia en nosotros y como este influye en todo lo que somos y hacemos:

  • Cuando cambias, tus relaciones también cambian. Si tienes más paz interior tendrás menos deseos de discutir y elegirás mejor tus batallas.
  • Cuando cambias tu visión del otro, la relación cambia. Cuando miras a los demás con ojos de comprensión, compasión y empatía, tu trato cambia y por tanto la relación es otra. Procura agrandar lo bueno que ves en ellos.
  • Cuando cambias tu visión de lo que hay afuera, la situación cambia. En realidad, todo depende de nuestra percepción. Según como veas las cosas así será tu realidad. Tenemos la opción de elegir ver oportunidades en vez de crisis o problemas. 
  • Cuando cambias y empiezas a ser emocionalmente responsable, dejas de buscar culpables afuera, inclusive dejas de culpar a tu pasado. Esto te convierte en protagonista y te permite hacer el cambio que deseas. 
  • Cuando cambias dando tu mejor esfuerzo, apuntando a la excelencia, también lo mejor llega. Las oportunidades las creamos nosotros mismos.
  • Cuando cambias tu enfoque y prioridades todo cambia. En lo que te enfocas crece y se fortalece en tu vida.
  • Cuando cambias tus pensamientos, cambia tu vida. Somos todo aquello que pensamos. Requerimos una actitud optimista y resiliente ante la vida. 
  • Cuando cambias tu energía y tu frecuencia vibratoria, también cambia todo lo que llega a tu vida. Atraemos lo que somos, pensamos y deseamos.
  • Cuando cambias tus hábitos, ideas y emociones, también cambias a los demás ya que los contagias. Podemos ser una influencia positiva en la vida de los que están a nuestro alrededor.
  • Cuando los padres, maestros y líderes en general cambian, también quienes les siguen se transforman ya que son un reflejo de ellos mismos.
  • Cuando empiezas a recibir más información, nuevo conocimiento y experiencias, tus posibilidades cambian y surgen nuevas oportunidades.
  • Cuando evolucionas y cambias, también puedes transformar tu historia, tu destino y el de tu familia. Podemos ser ese agente consciente en tu línea familiar que ha venido a ser el instrumento de sanación y de interrupción de cadenas intergeneracionales disfuncionales.

Todo depende de nosotros mismos ya que todo ocurre adentro.

Lo que sucede afuera solo es un reflejo de lo que hay adentro. El cambio está en nuestras manos y es una decisión personal que todos deberíamos apropiar.

Compartir

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.